Atletismo Bádminton Baloncesto Balonmano Boxeo Breakdance Ciclismo BMX Ciclismo en pista Ciclismo en ruta Ciclismo Mountain Bike Escalada Esgrima Fútbol Gimnasia artística Gimnasia rítmica Gimnasia Trampolín Golf Halterofilia Hípica completo Hockey hierba Judo Lucha olímpica Natación Natación artística Pentatlón Piragüismo Remo Saltos de trampolín Seven Skateboard Surf Taekwondo Tenis Tenis de mesa Tiro con arco Tiro Olímpico Triatlon Vela Voleibol Waterpolo Deportes de Invierno

"No es cada 4 años, es cada día". Pasaporte Olímpico, medio acreditado en JJOO de Londres 2012 y Sochi 2014.

Jueves, 8 de Diciembre de 2022

Home » Tenis

Río baila al ritmo de David Ferrer

Enviado por en 23 febrero, 2015 – 20:44Sin comentarios

David Ferrer celebra el título de campeón de Río de Janeiro (imagen de la web de la RFET)

-El alicantino conquista el torneo 500 de Río de Janeiro tras derrotar en la final a Fabio Fognini, verdugo en semifinales de Rafa Nadal

-Andújar cayó en la final de dobles de Río y Roberto Bautista, en las semifinales individuales de Marsella

-Garbiñe Muguruza y Carla Suárez brillan en individuales en Dubái y se proclaman subcampeonas del torneo en dobles

 

David Ferrer puso el ritmo en la semana del Carnaval de Río de Janeiro tras conquistar el torneo 500 disputado en una ciudad brasileña que, dentro de año y medio, acogerá los Juegos Olímpicos de verano. La tierra batida brasileña fue testigo del 23º título del alicantino, segundo en lo que va de temporada.

Firmó Ferrer una gran semana en la que solo sufrió en su encuentro de cuartos de final. «Ferru» inició su camino hacia el título derrotando en primera ronda a su compatriota Daniel Gimeno Traver por 6-4 y 6-3. Gimeno Traver llegaba al cuadro final tras haber superado en la previa al brasileño Jose Pereira y a Filippo Volandri. La siguiente parada para Ferrer fueron los octavos de final. Tras un emocionante primer set que el español se apuntó en el tie-break por 10-8 contra Thiemo de Bakker, el holandés se vio obligado a retirarse en la segunda manga cuando caía por 2-0.

Así, Ferrer se plantaba en unos cuartos de final en los que tuvo que emplearse a fondo contra Juan «Pico» Mónaco. Si bien era David el que se apuntaba la primera manga por 6-3, el argentino lde devolvía la moneda en la segunda tras ganar por 6-4. Sin embargo, en el set definitivo, Ferrer no dejó opción a la sorpresa y logró un 6-2 que le daba el pase a semifinales. En ellas, nuevamente tocó ponerse el mono de trabajo para derrotar en el primer parcial al austriaco Andreas Haider-Maurer por 7-5. Este marcador le cortó las alas a Haider-Maurer para dárselas a David, que se apuntó el segundo set por 6-1.

Todo parecía indicar que el rival de Ferrer en la final sería Rafa Nadal, pero no fue así. El manacorí inició su camino con dos victorias en dos sets ante Thomaz Bellucci y frente a un combativo Pablo Carreño. Carreño superó en tres sets a Carlos Berlocq en la primera ronda para caer con Rafa en octavos por 7-5 y 6-3. Ya en cuartos, Nadal tuvo que remontar su partido contra Pablo Cuevas. El uruguayo se apuntó la primera manga por 6-4 para acabar cediendo en las dos siguientes por 7-5 y 6-0. Pasaba así Rafa a unas semifinales en las que saltó la sorpresa. Fabio Fognini sorprendió al manacorí, que dominaba plácidamente el marcador por 6-1 y 2-0 en el segundo set. Fue entonces cuando Nadal se bloqueó y el italiano encadenó seis juegos consecutivos para llevar el partido a la tercera manga. En ella, el español aguantó hasta que con 6-5 en contra cedió su saque para que saltara la sorpresa en el torneo. Nadal se despedía habiendo igualado las 710 victorias de Boris Becker para entrar en el top10 histórico.

Fognini era, por lo tanto, el último escollo para David Ferrer. Y el alicantino no dio opción a la sorpresa. Dominando el juego desde el fondo de la pista, dejó al transalpino sin capacidad de reacción para superarle por 6-2 y 6-3 y coronarse como campeón del torneo. Con sus cinco victorias en tierras brasileñas, Ferrer entró en el top20 de todos los tiempos. Números de gigante para un jugador con una brillantísima carrera.

Otros cinco españoles participaron en el cuadro individual de Río. Andreas Haider-Maurer fue el verdugo de Albert Ramos en primera ronda y de Tommy Robredo en la segunda. El catalán había superado con anterioridad a el sueco Elias Ymer. Pablo Andújar, por su parte, venció a Paolo Lorenzi en primera ronda antes de ceder en octavos de final contra Fognini. Nicolás Almagro volvió a ser frenado por el uruguayo Pablo Cuevas, quien le derrotó en el primer partido por 4-6, 6-3 y 6-4. Finalmente, Albert Montañés venció a Máximo González antes de que Cuevas siguiera con su caza de españoles y le dejara fuera por un doble 6-2.

Mientras, en la pista dura de Delray Beach, solo representó al tenis español Jaume Pla. Sin embargo, Pla fue derrotado en la primera ronda previa por 6-4 y 6-1 por el estadounidense Alex Kuznetsov y no pudo pasar al cuadro final. El título fue para Ivo Karlovic, que derrotó en la final a Donald Young por un doble 6-3.

Finalmente, en Marsella, Roberto Bautista volvió a demostrar su gen competitivo llegando hasta las semifinales del torneo. Tras estar exento en primera ronda, el castellonense derrotó a Vasek Pospisil y a Dominic Thiem antes de verse las caras con Gael Monfils en la penúltima ronda del torneo. El parisino se mostró muy superior a lo largo de todo el partido y no le dio opciones a Roberto, que cayó por 6-4 y 6-2 para quedarse sin final. No pudo repetir victoria Monfils en el último encuentro, en el que fue derrotado por su compatriota Gilles Simon por 6-4, 1-6 y 7-6(4). El otro español participante en el torneo, Andrés Artuñedo, cayó en la primera ronda previa contra el galo Nicolas Mahut por 6-7(2) y 5-7.

Pablo Andújar, subcampeón en dobles en Río

Cerca estuvo el tenis español de hacer doblete en la ciudad brasileña, pero Pablo Andújar y su compañero austriaco Oliver Marach no pudieron culminar su semana de la mejor manera posible.

La primera ronda se cobró a tres de las cinco parejas españolas con representación en el cuadro. Pablo Carreño y el argentino Federico Delbonis cayeron en dos sets contra Paolo Lorenzi y Diego Schwartzman. Además, Nicolás Almagro y Fabio Fognini fueron eliminados por los argentinos Carlos Berlocq y Leonardo Mayer. También perdieron Albert Ramos y Santiago Giraldo a manos de los colombianos Juan Sebastián Cabal y Robert Farah.

Sí avanzaron Pablo Cuevas y David Marrero. Sin embargo, tras vencer a Frantisek Cermak y a Jiri Vesely, la dupla hispano-uruguaya no se presentó a su partido contra Martin Klizan y Philipp Oswald.

De esta manera, Andújar se quedó solo en el cuadro. Junto a Oswald, derrotó en dos cómodos sets a Julian Knowle y a Marcelo Melo en la primera ronda y a Andre Sa y Joao Souza en cuartos de final. Las dificultades llegaron en semifinales. Andújar y Marach se impusieron con claridad en el primer set a los primeros favoritos, Alexander Peya y Bruno Soares, por un marcador de 6-1. Sin embargo, sus rivales reaccionaron en la segunda manga con un tanteo de 6-4 para llevar el partido al desempate. En él, los nuestros se mostraron más acertados en los momentos decisivos para lograr un 10-7 que les metía en la final.

El título estuvo cerca, pero no pudo ser. Martin Klizan y Philipp Oswald lograron apuntarse el primer set de la final en el tie-break. Pese a que Andújar y Marach resistieron a lo largo de la primera manga, acabaron cediéndola en el desempate por 7-3. En la segunda, cayeron por 6-4 para que el título se escapara de las vitrinas del tenis español. Pablo se quedó a un paso de inaugurar su palmarés en la modalidad de parejas.

No hubo parejas españolas ni en Delray Beach ni en Marsella. Los hermanos Bryan aumentaron su impresionante palmarés tras proclamarse campeones del torneo americano, derrotando en la final a Klaasen y a Paes por 6-3, 3-6 y 10-6. Mientras, en Francia, el croata Marin Draganja y el finlandés Henri Kontinen fueron los vencedores de un torneo en el que tuvieron que doblegar en la final a los británicos Colin Fleming y Jonathan Marray por 6-4, 3-6 y 10-8.

Enorme torneo en Dubái que se queda sin premio

El tenis español sueña en femenino. Porque, si bien es cierto que el título cayó en las competiciones masculinas, el deporte de la raqueta en nuestro país lleva años brillando al máximo nivel con la generación masculina actual. En chicas, sin embargo, acabó la época de Arantxa y Conchita y se puso un nivel tan alto que no se valoraron de manera suficiente los éxitos logrados en años posteriores, como los numerosos torneos conquistados en dobles o los que cayeron (no muchos) en individuales.

Pero la irrupción de Garbiñe Muguruza y el notable crecimiento de Carla Suárez han colmado de ilusión al tenis español, quien se ve con posibilidades de competir al máximo nivel en todas las disciplinas existentes. A las realidades masculinas les acompañan unos sueños femeninos que se quedaron a un paso de cristalizar en títulos esta semana en Dubái. Garbiñe Muguruza cayó en semifinales del cuadro individual tras derrotar en cuartos a Carla Suárez en un enorme partido. Luego, juntas, las dos cayeron en la final de dobles.

Carla estaba exenta en primera ronda, mientras que Garbiñe tuvo que remontar ante la australiana Jarmila Gajdosova. Tras caer por 6-3 en el primer set, la española se llevó los dos siguientes por 6-1 y 6-2. En segunda ronda, las dos españolas dieron una exhibición de tenis para vencer a dos de los nombres importantes del circuito. Garbiñe se deshizo de Jelena Jankovic por 6-3 y 6-1, mientras que Carla venció a Camilla Giorgi por 6-3 y 6-4. Dos duras rivales separaban a las españolas de un duelo directo en cuartos de final. Y, nuevamente, ambas demostraron que soñar con el top10 no es una utopía. Carla se deshizo de Petra Kvitova por 6-3, 4-6 y 6-3, mientras que Garbiñe dejó sin capacidad de reacción a Agnieska Radwanska tras derrotarle por 6-4 y 6-2.

El duelo entre españolas en cuartos de final no defraudó. El primer set tuvo que decidirse en un tie-break en el que Carla cogió ventaja para imponerse por 7-4. Reaccionó Garbiñe en las dos siguientes mangas, demostrando que tiene mentalidad para sobreponerse a momentos complicados, y se impuso por un doble 6-3. Sin duda, lo mejor del partido fue el tenis que ambas desplegaron, con muchos puntos brillantes, un revés poderoso de la canaria y una derecha de Garbiñe que puede hacer estragos en el circuito.

La semifinal contra Karolina Pliskova parecía accesible para Muguruza. Y, aunque la victoria estuvo cerca, faltó cerrar el partido. La checa se impuso por 6-4, 5-7 y 7-5 para dejar a la española sin final, aunque el resultado no empañó la gran semana de Garbiñe. En el último partido, Simona Halep derrotó a Pliskova por 6-4 y 7-6(4).

Brillaron por separado pero también lo hicieron juntas. En dobles, Carla y Garbiñe llegaron hasta la final, en la que cayeron derrotadas. En primera ronda, las españolas vencieron sin problemas a Renata Voracova y a Yi-Fan Xu, mientras que Arantxa Parra y Jelena Jankovic superaron a Aleksandrina Naydenova y a Evgeniya Rodina. El duelo español en octavos estaba servido. Carla y Garbiñe se impusieron a Jankovic y a Parra por un doble 6-4 para luego superar en cuartos de final a Arina y a Anastasia Rodionova por 7-5 y 6-4. Las semifinales contra Pavlyuchenkova y Kudryavtseva trasncurrieron al ritmo que marcaron las españolas. Su 6-2, 6-3 les colocó en una final en la que la película fue muy diferente. Timea Babos y Kristina Mladenovic les dejaron sin posibilidades de desplegar su juego y, con un 6-3 y 6-2, impidieron que el título se viniera para España. Pese a que se quedaron sin premio, las españolas cerraron una enorme semana, la cual ha servido a Garbiñe para colarse en la décima posición mundial de dobles y la vigésima en individuales.

Sin suerte en el WTA de Río de Janeiro

Se disputó también esta semana el torneo femenino de Río de Janeiro, en el que no se pudieron repetir los buenos resultados de la versión masculina.

Beatriz García Vidagany se quedó en la fase previa tras vencer a Yuliana Lizarazo para después caer contra Montserrat González. Sí avanzó Sara Sorribes, quien tras derrotar a Andrea Gámiz y Gaia Sanesi cedió en primera ronda contra la argentina Paula Ormaechea. Fue la misma situación que vivió Estrella Cabeza, que se clasificó para el cuadro final tras vencer a Petra Martic y a Bianca Botto para luego caer contra la alemana Dinah Pfizenmaier por 6-7(5), 6-4 y 6-4.

Para esa primera ronda ya había dos españolas clasificadas sin necesidad de disputar la fase previa. Tita Torró tuvo que retirarse de su partido contra la sueca Johanna Larsson. Torró se llevó el primer set en el tie-break para ceder el segundo también en el desempate. Con 4-2 abajo en el tercero, se vio obligada a abandonar el partido. Sí superó esa ronda Lourdes Domínguez, que venció a Montserrat González para vengar a su compatriota García Vidagany. No obstante, en octavos de final, Sara Errani le derrotó por 6-0 y 7-5. Errani se adjudicó el título tras vencer en la final a Anna Schmiedlova por 7-6(2) y 6-1.

Mientras, en dobles, Estrella Cabeza formó pareja con Gaia Sanesi, pero ambas cayeron en primera ronda contra las británicas Jocelyn Rae y Anna Smith. Sí avanzaron Beatriz García Vidagany y la paraguaya Verónica Cepede. Pero, tras ganar a Julia Glushko y a Olivia Rogowska, cayeron contra Irina-Camelia Begu y María Irigoyen por 7-6(3), 3-6 y 10-5. Begu e Irigoyen se vieron obligadas a retirarse de la final contra Ysaline Bonaventure y Rebecca Peterson cuando caían por 0-3 en el primer set. 

Deja un comentario!

Añade tu comentario abajo, o trackback desde tu propio sitio. también se puede suscribirse a estos comentarios a través de RSS.

Hay que ser agradable. Mantenga limpio. Manténgase sobre el tema. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este es un weblog Gravatar-habilitado. Para obtener su propio mundo-reconoce-avatar, por favor regístrese en Gravatar.