Atletismo Bádminton Baloncesto Balonmano Boxeo Breakdance Ciclismo BMX Ciclismo en pista Ciclismo en ruta Ciclismo Mountain Bike Escalada Esgrima Fútbol Gimnasia artística Gimnasia rítmica Gimnasia Trampolín Golf Halterofilia Hípica completo Hockey hierba Judo Lucha olímpica Natación Natación artística Pentatlón Piragüismo Remo Saltos de trampolín Seven Skateboard Surf Taekwondo Tenis Tenis de mesa Tiro con arco Tiro Olímpico Triatlon Vela Voleibol Waterpolo Deportes de Invierno

"No es cada 4 años, es cada día". Pasaporte Olímpico, medio acreditado en JJOO de Londres 2012 y Sochi 2014.

Martes, 6 de Diciembre de 2022

Home » 2013-Entrevistas, Entrevistas, Patinaje Artístico

Sara Hurtado (Patinaje Artístico): «Creamos pequeñas obras de arte destinadas a complacer a la gente que nos ve»

Enviado por en 19 noviembre, 2013 – 13:52Sin comentarios

Sara Hurtado y Adrià Díaz en fotografía de la FEDH

Ángel Vázquez

Cuando era un crío, hace ya mucho, la Navidad en nuestro país se adornaba en la pequeña pantalla con el Torneo de Navidad que organizaba el Real Madrid, los Saltos de esquí el día de año nuevo y el patinaje artístico, estos dos últimos, claro está, sin participación española alguna. Poco más tarde, y de forma puntual, nombres como el de los saltadores Bernat Solà, José Ignacio Rivera y Ángel Joaniquet iluminaron los JJOO de Sarajevo 1984 – Bernat estaría también en Calgary 1988 – ofreciendo un leve rayo de esperanza que el tiempo acabó por diluir. El patinaje artístico, sin embargo, seguía adormecido entre las preguntas de algunos aficionados que nos preguntábamos si llegaríamos a ver, alguna vez, a algún deportista español en la élite de esta especialidad.

Los años, como siempre, acabaron por responder a tan obscena pregunta y hoy, muchos años después, aquellos que dudábamos de la presencia hispana entre los hielos del patinaje artístico miramos asombrados como el combinado español que viajará a Sochi cuenta, ni más ni menos, que con cuatro patinadores.

El pasado 28 de Septiembre estará por siempre marcado en rojo en la historia del deporte español. Por primera vez, una pareja española -madrileña ella, catalán él- se clasificaba para unos Juegos Olímpicos. En la presente entrevista tenemos el enorme placer de hablar con uno de los componentes de esa dupla mágica: Sara Hurtado

 28 de septiembre de 2013, primera hora de la mañana. Tras el corto del jueves Sara Hurtado y Adrià Díaz están a una sola plaza de ser olímpicos y marcar un nuevo hito histórico en el deporte español. En apenas unas horas volverán a patinar sobre el hielo de la pista de Oberstdorf;  falta el programa largo. Bueno, más que largo, eterno, tan eterno como el camino que los debía llevar al mismísimo Sochi.

Ese día lo tendré grabado en la memoria para el resto de mis días. Se hizo larguísimo, primero porque tuvimos entrenamiento por la mañana temprano y no competíamos hasta por la tarde-noche, y después porque era el día en el que podía pasar de todo; era en ese día, en ese momento o nunca. Todo el trabajo previo se resumió en cuatro minutos de programa que, en el fondo, significan media vida de trabajo. Nunca habíamos estado tan nerviosos, de igual modo que nunca habíamos estado tan unidos.

Sara, saludos y enhorabuena con mucho retraso. Oye, ¿cómo se viven esos momentos, esas horas previas antes de hacer historia para el patinaje español? ¿Qué os decíais Adrià y tú? ¿Cuántas veces os discutisteis en esos instantes previos?

Muchas gracias por la enhorabuena, me encanta ver que la gente reconoce el logro que hemos conseguido. Fue, como te decía antes, un día muy largo. La competición estaba muy complicada, muy dura, todo el mundo fue en su mejor forma y ahí estábamos con un pie dentro y otro fuera: se resumió en un ahora o nunca. Por mi cabeza rondaba básicamente el programa, todos los movimientos que tenía que hacer, las cosas que no se me podían olvidar, todo lo que podía ir mal, qué iba a pasar si lo conseguíamos, qué iba a pasar si no lo conseguíamos…vamos, que casi no dormí la noche anterior. Gracias a un libro que me llevé que me ayudó a evadirme un poco de la tensión.

Adri y yo no nos decíamos mucho, con mirarnos a los ojos bastó. Sí recuerdo un momento que Adri me dijo ¨Sara, tienes que saber que estoy muy nervioso¨ y Adri es de los que nunca se pone nervioso. Estábamos muy unidos a pesar de la tensión a la que estábamos sometidos. De hecho, creo que no he estado en ninguna competición más dura que ésa, más dura que Europeos o Mundiales… Todos los deportistas fuimos ahí con la opción y esperanza de cumplir un sueño y se te partía el alma ver cómo muchos abandonaron la pista con el corazón roto porque no lo habían conseguido. Los Juegos son para una pequeña parte de los deportistas que están ahí cada día, no hay Juegos todos los años como sí hay Mundiales y Europeos. Es algo hecho para un puñado de afortunados, por eso no hay margen de error, tenía que salir perfecto, sin fallos y estaríamos dentro.

Después del logro supongo que necesitaríais unos días de asueto y de asimilar lo conseguido ¿no es así? ¿cómo lo celebrasteis? ¿o dejasteis las celebraciones para después de los Juegos?

Si, en el mismo momento de conseguirlo no nos lo creíamos, también porque al ver nuestras marcas vimos unas deducciones que no sabíamos de dónde venían. Por ese motivo, nuestra primera reacción fue preguntarnos dónde podíamos haber tenido esas deducciones. Unos segundos después la jefa de equipo nos estaba diciendo justo a nuestro lado: ¨¡Chicos, que lo habéis conseguido, os vais a Sochi ! ¨… nada mas oír esas palabras y asimilarlas ya no hubo deducciones que arruinaran el día, nos olvidamos de ellas al instante… lo que vino después se puede describir como felicidad absoluta.

En cuanto a la celebración fue en casa y con la gente que nos ha apoyado durante el camino. Me hubiese gustado que estuvieran más amigos que echo mucho de menos, pero no me pude quedar en España el tiempo suficiente como para verles. Eso sí, después de los Juegos sí que se podrá celebrar por todo lo alto, porque entonces el sueño será real. Ya es real, pero aún tenemos que hacer acto de presencia.

Bueno, eso fue a finales de septiembre por lo que de octubre a febrero, imagino, la mente en esta ocasión tan solo tiene un pensamiento: Sochi. Vosotros ya sabéis que vais a ir con total seguridad y eso permite, a diferencia de otros compañeros de otras especialidades, no “perder el tiempo” y dirigir vuestros pasos a un objetivo claro. ¿Cómo habéis diseñado el calendario de entrenos y competición de cara los Juegos?

El calendario de entrenamientos se planea al mismo tiempo que el de competiciones; intentamos que después de una serie de campeonatos duros tengamos un poco de reposo para no quemarnos. En cuanto al día a día no hemos cambiado mucho lo que ya veníamos haciendo. Ahora nos hemos centrado en mejorar la nota técnica para lo que queda de temporada. Es un trabajo muy meticuloso que lleva mucho tiempo y que para Adri y para mí es uno de nuestros puntos débiles al no llevar tanto tiempo practicando este deporte como las parejas contra las que competimos. Los campeonatos que tenemos planificados son los grandes: Europeo, Mundial, Nacionales, Universiada y también algún Internacional para intentar conseguir puntos para el ránking mundial, que siempre sirven de ayuda en los sorteos.

Son 24 las parejas que estaréis en Sochi buscando el metal en la modalidad de danza. ¿Cuál es vuestro objetivo real en la lucha a disputar en la ciudad rusa? ¿Con qué podemos soñar?

Ya sólo estar allí va a ser el sueño hecho realidad. Luego, una vez en la competición iremos a hacerlo lo mejor posible, pero sobre todo a disfrutarlo. No nos hemos puesto de objetivo ninguna plaza en concreto, nuestro objetivo es llegar a la final. Sólo las 20 primeras parejas de las 24 clasificadas disputan el programa largo y contando con lo dura que ha estado la clasificación, esas 20 plazas también van a estar muy reñidas.

Desde el 2011 estáis en Canadá entrenando con Marie-Fance Dubreuil y Patrice Lauzon ¿Qué os aporta el hecho de residir en Canadá donde el hielo está mucho más valorado que en España? Y ¿qué os han aportado dos monstruos del patinaje como Marie y Patrice?

La cultura de los deportes de invierno que tienen en Canadá es realmente incomparable a la que pueda haber en España. Aquí la gente conoce a los patinadores, quizá no todo el mundo, pero en general el 90% sí. Es muy especial ver como parejas que entrenan con nosotros y representan a Canadá en la misma categoría  trabajan igual de duro que Adri y yo pero, como mucho, llegan a estar entre los 5 primeros en sus nacionales. Dicho esto, es fácil imaginar el nivel de patinaje sobre hielo que hay en Canadá. El estar aquí nos ha hecho más conscientes de la gran suerte que tenemos en ser la primera pareja de España y poder representar a nuestro país en todas las competiciones importantes sin tener que pasar por el suplicio de los Nacionales, como pasa aquí en Canadá. Ojalá en un futuro sea así en España, eso significaría que el nivel es mucho mejor y que hay muchas más parejas luchando por competir internacionalmente.

En cuanto a Marie y Patrice no hemos podido tener mas suerte. En el momento que nos desplazamos a Londres y las cosas no fueron bien con nuestro antiguo entrenador nos vimos en un momento muy duro de nuestra carrera. Lo cierto es que en aquel entonces no teníamos mucha esperanza de poder remontar, pero fue aterrizar en Montreal y Marie y Patrice nos acogieron con los brazos abiertos, poniéndonos rápidamente manos a la obra. Ahora ya nos conocen, saben cómo trabajamos mejor y entienden nuestras necesidades y debilidades, eso en un entrenador es difícil de encontrar. También se suma su experiencia ya que ellos han estado ahí, luchando por una medalla en el Mundial, saben el trabajo que es necesario para llegar al éxito y esa experiencia nos la transmiten todos los días en los entrenamientos.

Fotografía de la web de Sara y Adrià: http://hurtadodiaz.com/

Nuestro redactor de Patinaje, Cristian Guerrero, me pide que te pase una pregunta ¿Crees que vuestra carrera hubiera evolucionado lo mismo si os hubierais quedado entrenando en España? ¿Tiene nuestro país la estructura necesaria para hacer mejorar a sus patinadores?
Rotundamente no. Hubiera sido imposible mejorar tanto como lo hemos hecho si nos hubiéramos quedado en Madrid. No solo por el equipo que tenemos en Montreal -aparte de nuestros entrenadores- sino porque también el ambiente de trabajo ayuda mucho. Nosotros en Madrid estábamos solos con la otra pareja de danza, Celia Robledo y Luis Fenero, y ahora estamos en un club con 5 parejas de nivel internacional. El ambiente de trabajo es mucho más profesional y eso te hace serlo mucho más, entrenando mejor y más fuerte.
España, por desgracia, todavía es un país muy débil en deportes de invierno. No son deportes que la gente los siga con el mismo fanatismo que otros. El número de pistas de hielo también juega un papel importante en el crecimiento de esta especialidad. Sólo en 4 calles de Montreal hay más pistas de hielo que en toda España. También, es cierto que las que hay no dan más abasto. En Madrid, por ejemplo, la pista de hielo de Majadahonda trabaja desde las 7 de la mañana hasta las 12 de la noche con sesiones públicas, escuela de patinaje, el equipo de competición, el equipo nacional, hockey hielo… No da más de sí. Con más pistas la oferta de horas de hielo para dedicarlas a enseñar sería mucho mayor y así podría crecer más este deporte y eso es, en definitiva, lo que necesitamos.
¿Qué crees que aportas al patinaje de Adrià y qué crees que él te aporta a ti?
Él es un patinador muy perfeccionista y centrado en los filos, los giros, las direcciones en el hielo…y yo soy más de la musicalidad de las cosas, la expresión y los movimientos. Él me aporta la parte más técnica de fijarse en cada filo, pensar en qué dirección se hace mejor un paso y yo le aporto el sacar una sonrisa de vez en cuando para que parezca fácil lo que estemos haciendo en el hielo. Nos complementamos el uno al otro, una pareja muy técnica es aburrida de ver y, de igual forma, una pareja muy artística tampoco es bueno a la hora de conseguir puntos.

El boom experimentado por el patinaje español en los últimos años ha sido espectacular. De la más absoluta nada, del más terrible vacío, España obtiene presencia en los JJOO de Vancouver con Javier Fernández y Sonia Lafuente y, para Sochi, se asegura llevar a cuatro patinadores.  ¿A qué crees que se ha debido este magnífico avance?

La mayoría del equipo empezamos todos en Madrid, por lo que podemos decir que hemos crecido juntos. Ha sido la nuestra una generación que ha sabido avanzar pese a todas las dificultades y con el apoyo de unos y de otros ha sido posible. Yo creo que solos, cada uno por nuestro lado, no hubiésemos podido.

Cuando yo empecé tenía a Sonia que, en aquel entonces, era el futuro del patinaje individual de chicas y entrenaba con ella todos los días. Mejorábamos juntas, nos apoyábamos la una en la otra, del mismo modo que Javier Fernández hizo con Javier Raya. Vimos cómo las generaciones anteriores a nosotros tuvieron que abandonar el patinaje por falta de ayudas o porque debían decidir entre patinar o los estudios. Nosotros éramos un grupo de chavales con una afición en común y hemos sido los afortunados que hemos tenido la oportunidad de llevar nuestro talento al siguiente nivel con la ayuda y el apoyo de nuestro entorno, es decir, de nuestras familias en un principio y de nuestros entrenadores y federación, que también ha sabido sacarnos partido.

Tú acabas de cumplir 21 años mientras que Adrià tiene 23. Sois, no jóvenes, sino jovencísimos. Si hablamos de futuro y de progresión a medio/largo plazo ¿dónde crees que podemos colocar vuestro listón?

Después de la evolución que hemos tenido en los últimos 5 años no sabría decirte, hemos pasado de ser una pareja principiante a conseguir la clasificación para unos Juegos y, por lo tanto, estar entre los mejores del mundo. No hubiera sido capaz de saber que algo así podría pasar cuando empecé. Ahora estoy en la misma situación, no sabría decir dónde podemos llegar aunque una cosa sí tengo clara, que si nos lo proponemos como hicimos con la clasificación lo conseguiremos. Después de esto, nada resulta imposible.

Una última pregunta, Sara. ¿Qué aporta la práctica del patinaje? Es decir ¿cuál es la facultad que más se desarrolla (una) con la práctica de esta especialidad y en qué crees que podría beneficiar a un deportista de élite de cualquier otro deporte su práctica?

No sabría decirte sólo una. El patinaje es un deporte muy completo para el que se necesitan todo tipo de cualidades. Con este deporte se desarrolla mucho el sentido del equilibrio y la coordinación, la fuerza, la potencia, la flexibilidad… todas forman parte de este deporte, añadiendo un plus que es el de la confianza en uno mismo.

Acabas conociendo tu cuerpo, tus límites, tus debilidades. Te caes mil veces cada día y aprendes a levantarte, trabajas en toda una temporada unos programas de tan sólo cuatro minutos en los que tienes que condensar todas tus habilidades, sin olvidarnos que todo esto se hace llevando un vestidito que ligeramente te cubre el cuerpo. Nos presentamos en el hielo delante de miles de personas con solo un par de cuchillas puestas en unas botas y tenemos que sacar de dentro de nosotros el coraje de enfrentarnos a los programas. Si nos caemos hay que hacer como si no hubiera pasado nada y continuar con una sonrisa en la boca. Estamos solos ante el peligro, sin tiempos muertos ni paradas en box, sin prórrogas ni tie-breaks…

Hace falta un carácter especial para este deporte ya que no se basa sólo en unas capacidades físicas. Yo lo considero una mezcla entre deporte y arte. Como patinadores creamos pequeñas obras de arte destinadas a complacer a la gente que nos ve. Recomiendo el patinaje artístico a todo aquel que lo pueda practicar, da igual al nivel que sea, no hay sensación que se pueda comparar al patinar sobre hielo.

Deja un comentario!

Añade tu comentario abajo, o trackback desde tu propio sitio. también se puede suscribirse a estos comentarios a través de RSS.

Hay que ser agradable. Mantenga limpio. Manténgase sobre el tema. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este es un weblog Gravatar-habilitado. Para obtener su propio mundo-reconoce-avatar, por favor regístrese en Gravatar.